Requisitos para ser juez

abraham
abraham

Impartir justicia es una labor noble, sobre todo en tiempos tan turbulentos como los que estamos viviendo actualmente.  Y es que ser garante de la imparcialidad no es una tarea sencilla, si tomamos en cuenta una serie de factores vinculados a la sociedad.

No obstante, si sientes que tu vocación y compromiso con el bienestar de tu comunidad o región te impulsan a querer formar parte del sistema judicial, en este artículo te mostraremos cómo puedes convertirte legalmente en un juez de la Corte Suprema.

¿Preparado para empezar? Si es así, ¡comenzamos!

Requisitos: etapas 

Para convertirte en juez, primero es necesario reunir una serie de requisitos. A continuación te señalamos cuáles son y para qué sirven:

  • Presentar el resumen curricular. Este debe incluir los antecedentes penales y profesionales, siguiendo el formato establecido por la Academia Judicial.
  • Entregar un escrito de máximo 500 líneas, en el cual se tiene que exponer las razones que motivan a querer realizar el curso y pertenecer posteriormente al Poder Judicial.
  • Agregar el título original entregado por la Corte Suprema.
  • Incluir las notas certificadas obtenidas en la educación superior (universitaria).
  • Es importante presentar el documento original de la nota final que se obtuvo en el examen de grado. Es decir, solo es válida una certificación de concentración.
  • Tener una certificación original de la Corporación de Asistencia Judicial, que compruebe los resultados obtenidos en la práctica profesional correspondiente.
  • Entregar declaración jurada simple que no tenga inhabilitación alguna.
  • Presentar documento original con referencia al Servicio de Registro Civil.
  • Declaración jurada simple que certifique la salud en óptimas condiciones y el bienestar del candidato.
  • Incluir un correo electrónico válido.
  • Cerciorarse de que los documentos de la solicitud sean originales y actualizados.

Una vez completada esta fase preliminar, ahora tendrás que pasar por tres etapas que engloban objetivos específicos. Presta mucha atención, porque en las siguientes líneas desglosaremos cada uno de los pasos.

Primera etapa:

La primera etapa en el proceso de selección para optar por el ingreso al Programa de Formación, consta de dos exámenes que, al ser realizados exitosamente, te permitirán avanzar hacia la siguiente fase. Lo primero que debes saber es que en dichas evaluaciones se ponen a prueba los conocimientos concernientes a:

  • Derecho civil y procesal civil
  • Derecho penal y procesal penal
  • Derecho público (constitucional y administrativo)

El primer examen de selección múltiple es escrito y puede hacerse de manera presencial o en línea, y consta de 140 preguntas. En este enlace encontrarás el temario del examen de preselección de la Academia Judicial Chile: https://www.academiajudicial.cl/Programas.aspx?id_menu=55

En el segundo, el aspirante deberá demostrar su destreza en la resolución de casos. Y se consideran los mismos temas mencionados en el temario.

Segunda etapa:

La segunda etapa dista un poco de la anterior, ya que aquí el parámetro de evaluación es más cualitativo. Aquí, los candidatos seleccionados serán convocados por número de cédula para participar en una prueba psicométrica, cuya calificación tendrá tres resultados posibles: Recomendable, con observación y no recomendable. Solo pasan a la segunda etapa las personas que hayan sido preseleccionadas en la fase anterior. 

Tercera etapa:

Por último, la tercera etapa arrojará la lista definitiva de ciudadanos aprobados para entrar al sistema de justicia chileno. Después de culminada la etapa previa, los elegidos serán considerados por sus notas en orden decreciente.  Y seguramente te estarás preguntando: ¿a qué se debe esto? La respuesta es sencilla, ya que si existen menos de 40 recomendables, también serán incluidos los recomendables con observación.

Precisamente, los aspirantes recomendables con observación podrán pedir una entrevista personal, que les permitirá a los instructores evaluar la calidad de respuestas así como su postura frente a los hipotéticos entrevistadores designados.

Quién puede ser juez 

Es importante destacar que según la legislación vigente de nuestro país, cualquier ciudadano chileno que contenga la carrera de abogado puede ser juez. Siempre y cuando no tenga incapacidades estipuladas en el Artículo 256 del Código Orgánico de Tribunales, incluyendo las modificaciones anexadas en la Ley 20.957.

Además, para ejercer el ciudadano deberá aprobar dos exámenes, uno de 140 preguntas de selección simple, y otro específico sobre resolución de casos. Tras presentar todos los documentos exigidos, tendrá la oportunidad de entrar a la Academia Nacional de Justicia y al mismo tiempo iniciar el proceso para ser acreditado como juez.

Funciones de un juez 

El juez es una figura importante en el sistema judicial. Por eso, es fundamental conocer precisamente cuáles son sus funciones, todo esto en aras de garantizar un correcto ejercicio de la labor. Aquí te dejamos sus obligaciones:

  • Impartir y administrar justicia, ya que es la principal autoridad dentro de un tribunal.
  • Decidir el futuro de un procesado, por cada delito cometido (si así lo hizo).
  • Mostrar las pruebas y evidencias recolectadas para dar comienzo al juicio, además de declarar inocente o culpable al acusado, de acuerdo al caso en cuestión.
  • Su actuación está basada en el fuero, estratos o competencia específica. Tiene el poder de definir diversas situaciones en el ámbito civil, penal o laboral.
  • Posee la facultad de evaluar circunstancias analizadas por otros jueces de alcance nacional, municipal o provincial, siempre y cuando la magnitud del caso motive dicha intervención.

Estudios para ser juez 

Un juez o jueza es una persona con cierto grado de instrucción, que empieza al graduarse de la carrera de Derecho, la cual toma unos 5-6 años en promedio para completarse. Luego de eso, se necesita finalizar con éxito el proceso de postulación a la Academia Judicial. Dentro de ese organismo, por lo mínimo, es obligatorio trabajar un año ininterrumpido para optar finalmente a ser un juez de la República.

Poder Judicial en Chile

El Poder Judicial en Chile sigue una estructura sólida y práctica a la vez. Vale la pena acotar que este está conformado por los tribunales ordinarios y especiales.

  • En primer lugar, los tribunales ordinarios poseen dos instancias: La Corte Suprema Chile, que se encarga de ejercer las facultades administrativas, disciplinarias y económicas que las leyes le asignan, sin perjuicio de las que les correspondan a las salas en los asuntos de que estén conociendo, mientras que la Corte de Apelaciones tiene como propósito conocer de los recursos de protección y amparo, según lo dispuesto en la Constitución Política de la República de Chile.
  • Por su parte, los tribunales especiales son aquellos órganos jurisdiccionales a los que les corresponde únicamente el conocimiento de las materias que el legislador específicamente les ha encomendado en atención a la naturaleza del conflicto o la calidad de las personas que en él intervienen.

Asimismo, el Poder Judicial de Chile se rige a través de la norma jurídica presente en capítulo 6 de su Constitución.

Para terminar, quizás alguna vez has sentido la imperiosa necesidad de saber la diferencia entre un juez y fiscal. Hemos estado allí también, por lo tanto, te sacaremos de dudas de una vez por todas.

Mientras un juez tiene como tarea principal administrar justicia de manera eficiente y honesta, un fiscal investiga delitos y presentan a los imputados ante los tribunales, para que sean acusados o absueltos por el sistema judicial.

En conclusión, si deseas ser juez ya sabes cuál es el camino a transitar. Depende de ti (al ser elegido) ejercer esta responsabilidad de forma responsable.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *